A través de los tiempos la respiración ha sido considerada como algo inseparable de una buena salud y bienestar personal. En la Antigua Grecia pneuma significaba respiración/alma/aire/espíritu; en latín “anima”  respiración/ alma. En Japón “ki” aire/espíritu. En sanscrito “prana”.En la Biblia Hebrea Dios da la vida a Adam insuflando a través de su nariz “neshimat jaim” aliento/aire de vida, y de ahí se derivan palabras como “neshama”  alma.

La respiración con la que naturalmente nacimos se denomina respiración natural completa o diafragmática, denominada así por el músculo principal que interviene, el diafragma ( sobre este y la respiración podéis visualizar el video…).Esta respiración “original” se va modificando con nuestro desarrollo y crecimiento, la forma de vestir que comprime,primero los pañales, luego pantalones,cinturones,etc,el estilo de vida rápido, las preocupaciones,el estrés y otras circunstancias van modificando esta respiración natural transformándola en más restringida y torácica como contraposición a la abdominal. Sólo hay que observar un bebé y ver cómo respira, como prácticamente a la vez que su estómago se hincha al inhalar, todo el cuerpo es “movido”. Así pues con los años la respiración se torna cada vez más superficial convirtiéndose en un mero intercambio de dióxido de carbono y oxígeno con la atmósfera que nos envuelve…

El primer paso para recuperar nuestra respiración natural y reconectar con nuestra inteligencia corporal es la respiración, es el movimiento esencial que da cuenta exacta de nuestro estado vital,emocional.

Hagamos un ejercicio

Vamos a prestar atención a nuestra respiración. ¿Cómo es, superficial o profunda? ¿La sientes en el pecho o en el estómago, o apenas la sientes ¿Es agitada o tranquila, quizá entrecortada?

Normalmente descubrirás que respiras con el pecho, quizá rápido,entrecortadamente o superficialmente. O quizá descubras que tu estómago sube y baja acompasándose a tu inhalación y exhalación.

De la importancia de la respiración da cuenta nuestro propio lenguaje que hunde sus raíces en el cuerpo, nuestro lenguaje está “encarnado “ “embodied”.Así solemos utiliza expresiones como:

“tómate un respiro”

“me ha dejado sin respiración”

“¡ni respires!”

“te corta el aliento”

La respiración natural combinada con las técnicas en las que se fundamenta Neuroembodyment, ayudan a mitigar migrañas, dolor, hipertensión, problemas coronarios, ansiedad, y otros muchos.

Una respiración equilibrada y natural conduce a un estado mental de tranquilidad y bienestar,a una “actitud” serena.

Veamos en un video adicional cómo realizar la respiración natural o diafragmática.

Añadimos un ejercicio basado en Mindfulness utilizando la respiración como “ancla” de nuestra atención,para ello contaremos las respiraciones,ya que si no tenemos experiencia nos ayudará a centrarnos.No te preocupes si te vienen pensamientos o te distraes,una y otra vez con paciencia y amabilidad hacia ti mismo,vuelves a prestar atención a la respiración.Precisamente cuando te distraes y te das cuenta,también estás meditando.

 

 

Meditación contando la respiración

APERTURA 4 LA COGNICIÓN CORPORIZADA,RECUPERAR EL CUERPO Y SU INTELIGENCIA

Comments(0)

Leave a Comment

Uso de cookies

Neuroembodyment utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR